sábado, 28 de abril de 2018

Quedaba la tarde





"Durante casi dos horas estuvo todo tranquilo, luego Emma-Lou no quería jugar más al fútbol, aún faltaba demasiado para la cena, quedaba la tarde, mucha tarde, una tarde entera repleta de tarde por si fuera poco, y faltaba ese cansancio que haría la siesta atractiva."

Ronja Von Rönne, Ya vamos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario