martes, 10 de noviembre de 2015

La muerte de la bien amada





"Y los muertos se le hicieron tan conocidos como si a través de ella estuviese emparentado con cada uno de ellos; dejó hablar a los demás, y no los creyó, y llamo a aquella tierra la siempre dulce, la bien asentada, y la sondeó para los pies de su amada".

Rainer Maria Rilke, La muerte de la bien amada (poema)


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada