miércoles, 30 de septiembre de 2009

RETRATO.






Conozco a una muchacha generosa y valiente, siempre resuelta a sacrificarse, a perderlo todo, aun la vida, y luego a recapacitar, a recuperar parte de lo que dio con amplitud, a exalar su ejemplo, a reprochar la flaqueza del prójimo, a cobrar hasta el último centavo.

Adolfo Bioy Casares, La invención y la trama. (pdf)






No hay comentarios:

Publicar un comentario