miércoles, 17 de junio de 2009

Cotidiana






Tras una discusión, coloqué a mi mujer sobre la mesa, la planché y me la vestí. No me sorprendió que resultara muy parecida a un hábito.


Miguel Gómez.


No hay comentarios:

Publicar un comentario